DESFIBRILADOR SEMIAUTOMÁTICO DESA

¿QUÉ ES UN DESFIBRILADOR?

Un desfibrilador semiautomático es un aparato electrónico que permite a cualquier persona tratar la causa más común de paro cardíaco repentino, mediante la administración rápida y efectiva de una descarga eléctrica.

¿PARA QUÉ SIRVE UN DESFIBRILADOR SEMIAUTOMÁTICO?
¿CÓMO USAR UN DESFIBRILADOR SEMIAUTOMÁTICO?

¿PARA QUÉ SIRVE UN DESFIBRILADOR SEMIAUTOMÁTICO?

desfibrilador dea

Gracias al avance tecnológico, podemos disponer, (no sólo los hospitales y centros sanitarios) de dispositivos electro médicos que pueden revertir la susodicha FV- fibrilación ventricular o muerte súbita.

Dichos dispositivos por sus especificaciones técnicas, portabilidad (peso de entre 1 y 2,5 kilos), y fácil manejo para cualquier primer interviniente  , son idóneos para su uso fuera del ámbito sanitario: (terminales aeroportuarios, centros comerciales, colegios, clubs deportivos, oficinas-empresas, etc… los denominamos: DEA Desfibriladores Externos Automáticos o DESA Desfibriladores Semiautomáticos.

¿CÓMO USAR UN DESFIBRILADOR SEMIAUTOMÁTICO?

desfibrilador-españa

Estos DEA o DESA son capaces de detectar la parada cardíaca cuando se debe a una FV, (situación en la que el corazón únicamente tiene actividad eléctrica, pero no mecánica, incapaz de bombear sangre al resto del organismo), y también es capaz de identificar las Taquicardias Ventriculares sin pulso, donde igualmente el bombeo de sangre es ineficaz. Pues bien, una vez detectadas e identificadas cualquiera de estas situaciones anómalas del corazón, con su utilización y posterior descarga eléctrica EL DEA o DESA es capaz de revertir dichas situaciones restableciendo un ritmo cardíaco  efectivo, tanto eléctrica, como mecánicamente hablando.

Gracias a estos dispositivos – desfibriladores semiautomáticos, que revierten la FV (repetimos: única posibilidad de actuar ante la FV, es la desfibrilación);  y siendo capaces de llevar a cabo en el paciente a intervenir entre los dos o tres primeros minutos dicha acción, (desfibrilar), la recuperación del ritmo cardíaco normal se consigue hasta en un 90% de las ocasiones, y sin dejar secuela alguna en el intervenido.

También hay que apuntar, que pasados esos primeros tres o cuatro minutos sin intervención alguna, las posibilidades de recuperar al individuo afectado por la muerte súbita se reducen entre un 7 y un 10% por cada minuto transcurrido, por eso hay que concienciar a la sociedad de la vital importancia de disponer de estos aparatos DEA o DESA, auténticos “salvavidas”, en esos primeros minutos.

68.000

padecen un IAM al año

24.000

paradas cardíacas secundarias

30%

mueren antes de llegar al hospital

Desalife junto a Coach RCP puede ayudarte a cardioproteger tu espacio mediante:

Instalación de desfibriladores en lugares visibles y de fácil acceso para cualquier persona en caso de necesidad.

Formación homologada según las normativas de las distintas CCAA en Soporte vital básico + Desfibrilador

El mantenimiento y el control de las caducidades informatizada, tanto de las baterías como de los parches.

Porque te puede salvar la vida

TIPOS DE DESFIBRILADORES SEMIAUTOMÁTICOS

Es importante saber que existen diferentes tipos de desfibriladores y realizar una diferenciación entre ellos. Quitando los desfibriladores manuales, que en Europa sólo están permitidos para su uso por parte de personal sanitario cualificado y que son complicados de utilizar, la gran diferenciación existe entre desfibriladores automáticos y semiautomáticos.

desfibriladores-que-son

AUTOMÁTICOS

Los desfibriladores automáticos están prácticamente en desuso ya que su funcionamiento puede suponer peligros para la persona que lo está aplicando. Este tipo de dispositivos aplica descargas sin ningún tipo de aviso previo y por eso suponen riesgo para la persona asistente. A pesar de ello, sus siglas DEA se siguen utilizando.

SEMIAUTOMÁTICOS

Esta clase de desfibriladores son los que tienen un uso público y su funcionamiento es más sencillo. Se trata simplemente de colocar dos electrodos y el propio aparato es capaz de realizar un análisis del ritmo cardíaco y avisar del momento en el que es conveniente realizar una descarga o practicar una RCP, lo cual permite que una persona con una formación mínima pueda utilizarlos tan solo siguiendo las instrucciones

TIPOS DESFIBRILADORES

Menú